ysitecuento-el-copo-azul

Cada copo tiene su magia

“Ya había llegado el invierno. Se habían esmerado mucho durante largo tiempo para que, en los meses de más frío, los niños se despertaran y disfrutaran tras las ventanas de un paisaje tan blanco como la leche que tomaban en el desayuno.”